martes, 22 de septiembre de 2009

El héroe solitario (1957)

Cuando uno ve El héroe solitario, la hagiografía dirigida por Billy Wilder sobre el que quizás haya sido el héroe norteamericano por excelencia, Charles Lindbergh, da la impresión de haber sido un proyecto bien remunerado que el director hubiera aceptado rodar como divertimento para el gran público, pero lo cierto es que fue el mismo Wilder quien se ofreció para dirigir la película.

Es difícil entender hoy en día la talla de alguien como Lindbergh, y la importancia que tenía en la sociedad norteamericana, pero tras su proeza trasatlántica el piloto se convirtió en poco menos que en un dios viviente. El libro que escribió sobre su periplo aéreo, y que sirvió de base al film, The Spirit of St. Louis, fue un enorme éxito y recibió el premio Pulitzer. Todo América padeció junto a Lindbergh el misterioso secuestro de su hijo, y aunque sus confusas ideas sobre el régimen nazi le restaron popularidad, en los años 50 rodar una película sobre Lindbergh era rodar LA PELÍCULA. Quizás por ello Wilder se ofreciera a participar en un rodaje que prometía ser histórico.

Otra gran estrella de Hollywood que hizo todo lo que estuvo en su mano por protagonizar el film fue James Stewart, aviador además de actor, y gran admirador de Lindbergh. Aunque por edad seguramente ya era demasiado mayor para el papel, Stewart usó todos sus contactos y movió todos los hilos que pudo hasta que se hizo con el papel. Tal vez fuera demasiado mayor, tal vez no, pero, aparte de ser un grandísimo actor que suplía el problema de su edad con su gran talento, tenía sentido que fuera Stewart quien interpretara al gran héroe, ya que al fin y al cabo James Stewart era en Hollywood el hombre del pueblo por excelencia. Quizás sólo John Wayne le superaba en aura patriótica, pero tener al duro vaquero de protagonista habría sido cuanto menos, curioso.

El héroe solitario es un correcto film de gran presupuesto, una película comercial de los años 50 que por lo general carece de los ágiles diálogos de Wilder y su particular toque cinematográfico. El director se vio muy constreñido por la firme opinión de Lindbergh de que no se cambiara ni una coma de su libro. Wilder pudo introducir algunas ideas, como la de la mosca en la cabina del piloto, para evitar el excesivo uso de la voz en off, pero en definitiva aquél era un producto para el gran público y para lucimiento de la hazaña de Lindbergh.

Por supuesto Wilder no era un recién llegado, y técnicamente no se le puede poner ningún pero a su dirección. Pero en esta ocasión el peso del film recae evidentemente en James Stewart, quien logra sacar adelante el papel con mucha solvencia, manteniendo el interés del espectador sólo por su mera presencia. De todas formas, a pesar de los flashbacks que nos van relatando algunos momentos importantes de la vida de Lindbergh desde su retorno de la Gran Guerra hasta su gran hazaña, en definitiva aquí estamos hablando de un piloto que surcó el Océano Atlántico en avión, con lo que no hay demasiados giros argumentales ni complicadas escenas de acción, ni grandes romanticismos. El héroe solitario trata de aviones y de un piloto, y aparte de algunos toques de humor eso es lo que hay.

En resumen, un curioso film de Wilder, que puso su talento al servicio de un producto impecable y vendible que, sin embargo, falló en taquilla, y tuvo pérdidas debido a los altos costes de producción. Desde luego, El héroe solitario no es El apartamento, pero, ¿no es bonito sentarse en el sillón y poder ver de nuevo a James Stewart en acción?

11 comentarios:

Angus dijo...

Qué atípica de Wilder. Renunciaría a su toque para ponerse al servicio del mito Lindberg y de Stewart.
Lo extraño es que funcionara mal en taquilla. You never know!!

TSI-NA-PAH dijo...

Hay un libro que te molaria sobre si Lindbergh hubiera ganado las elecciones americanas y sus ideas se hubieran llevado a cabo.Philp Roth "La conjura contra america" el perfecto complemento tras la pelicula.
Saludos

supersalvajuan dijo...

Stewart, otro crack "tranquilo".

saroide dijo...

Totalmente. Sólo por ser de mi querido Wilder es para darle una oportunidad. ¡Tomo nota, una vez más!

Adrian Vogel dijo...

TSI-NA-PAH LO COMENTA pero no va más allá: era el candidato de los nazis USA, quienes contaban con mucho apoyo en EEUU. Sorprende por tanto lo de Billy Wilder, pero la propaganda funcionaba a tope y con eficacia.

paulamule dijo...

UNa película menos en su filmografía pero que se ve con cierto cariño.
Salud.

Joxemiel dijo...

Para mi no es bonito es grandioso ver a James Stewart delante de una cámara... La peli lo que dice Paula...se ve con agrado.
Tu post fenomenal como siempre...

Saludos

"EnLaCuerdaFloja" dijo...

Me gusta esa pelicula crononauta.Por cierto,estoy buscando peliculas de aviones de la 2ª guerra mundial,peliculas que veia cuando era niño,creo recordar que en una salia Errol Flin,supongo que muchas seran propaganda o que no han aguantado el paso del tiempo pero me da igual,¿si conoces,o te acuerdas de algun titulo? seria de agradecer

Namaste

EURICE dijo...

Lindbergh, siempre me ha parecido un personaje oscuro donde los haya.
Los hechos de su hazaña estan ahí y no son cuestionables.
En cuanto a Stewart lo prefiero en otras peliculas como La soga o Historias de Philadelphia,la pelicula que comentas no la he visto, cuando un tipo me cae mal no quiero saber nada de él, soy así de radical.
Wilder es otro cantar. Un grande entre los grandes.
Hasta luego

Möbius el Crononauta dijo...

Angus: eso mismo decía Wilder. Con el público, nunca se sabe.

Tsinapah: mmm bien está saberlo a ver si un día me lo encuentro por ahí. Al libro, no a Lindbergh

supersalvajuan: y que bien tocaba el piano

saroide: pues sí, hay que darle una oportunidad al menos

Adrian: yo creo que podría haberse sabido de que tiró a su hijo por el retrete y aun así le habrían seguido sacando sellos

paulamule: no sé si se la echa de menos, pero cualquier wilderiano debería verla

Joxemiel: bonito, grandioso... ¡se puede definir de muchas formas, ciertamente! Privilegio poder ver a actores así.

Enlacuerdafloja: mmm ¿al decir "de" la 2GM te refieres a pelis de la época o pelis sobre el conflicto? Hay una con Gregory Peck de los 40 cuyo título no recuerdo ahora, pero más en general está "La batalla de Inglaterra" por ejemplo. La de Flynn no sé si te referirás a "Dive Bomber". No la he visto, pero suena a historia de pilotos.

Eurice: desde luego era oscuro, de eso no hay duda. Una curiosa teoría, pero imaginate que te cayera mal Van Gogh, o Elia Kazan. Aunque haya por medio personajes oscuros, nunca dejaría de disfrutar con la discografía de Ted Nugent o con "El hundimiento". Por otro lado, los personajes oscuros también pueden ser fascinantes. "Historias de Filadelfia", vaya maravilla.

EURICE dijo...

Aunque Kazan fuera un chivato era un genio y eso lo sé apreciar y Van Gogh es mi pintor favorito.
Pero este Lindbergh es otra cosa, no puedo con él.