viernes, 26 de junio de 2009

Adiós al rey del pop

Creo ahora puedo hacerme una idea de lo que supuso la muerte de Elvis, aunque fueran otros tiempos. La muerte de Michael Jackson ha abierto los noticiarios, ha protagonizado las primeras páginas de los periódicos, y se habla de caídas en Google y de todo quisque poniendo su nombre en el buscador que todo lo sabe. Se habla de muchas cosas, como suele ocurrir con las muertes repentinas de las estrellas bigger than life cuya vida privada se sale de lo normal. Por supuesto, la mayoría de noticiarios que he visto (no sé como habrá sido en los periódicos) han hablado de lo predecible, repitiéndose las palabras "juguete roto", y otras similares, de los supuestos abusos, y las famosas imágenes de Michael con su hijo colgando por encima de la ventana.

Y es que, lo quieran o no sus fans más acérrimos, hubo un día en que Michael Jackson se convirtió en 'Wacko Jacko', un otrora genio que cada vez parecía más ido y que no era ni blanco ni negro. Y no negaré que muchas de sus salidas de tono realmente me divertían, y por supuesto de la noche a la mañana Jackson se convirtió en el blanco perfecto de humoristas y otras gentes de mal vivir. Y llegaron las bastante menos divertidas acusaciones de abusos a niños, de las que salió indemne por un acuerdo multimillonario y por una absolución. Acusaciones a las que personalmente nunca di mucho crédito, más que nada porque siempre he considerado a Jackson como un ser asexual e infantiloide (recuerdo una anécdota, que no si llegó a contar el propio guitarrista, de un alucinado Eddie Van Halen tratando de responder a las curiosidades de Jackson sobre si era cierto que las rockstars podían tener a todas las mujeres que quisieran, y demás). De hecho todavía me pregunto como fue capaz de engendrar a esos hijos.

Pero a diferencia de estrellas del pop más recientes (cierta personita rubia) cuya conducta también ha llegado a ser, digamos, errática, Jackson tenía a sus espaldas una carrera de lo más sólida, como niño prodigio primero (prodigísimo me atrevería a decir) con The Jackson 5, y luego en solitario, con una carrera plagada de grandes temas hasta, por lo menos, el Bad.
Y hablo de temas porque en realidad nunca ha llegado a entrar un disco de Jackson en mi casa, aunque un Off The Wall o un Thriller bien podrían hacerlo un día de estos. Pero, sí, aunque Michael Jackson no haya sido el centro de mi vida orejil, no puedo evitar flotar con su falsete en "Don't Stop 'Til You Get Enough", tararear sin quererlo "Blame It On The Boogie" (lo único que he escuchado de la etapa The Jacksons que no me repele), canturrear el chinchiquichiquichin de "Smooth Criminal", disfrutar la grandilocuencia de su "Thriller" o acompañar los audillitos de "Bad". Hoy en día en que la música comercial apesta, escuchar pop negroide bien entendido como el que fabricaba Jackson junto a sus colaboradores, especialmente Quincy Jones, resulta de lo más gratificante.
Y, por supuesto, está el Jackson que aparte de redondear discos, rompió barreras y cambió las coreografías del pop para siempre. Hoy en día, ver (o sufrir) los videoclips de las estrellas del pop y del mal llamado R&B en la MTV (y contaba hoy Adrian Vogel en la tele una anécdota sobre Jackson y la cadena musical que desconocía, y que podéis leer con más detalle en su blog) es contemplar bailes y movimientos que irremediablemente te transportan a los videoclips de Michael.

En fin toda esta parrafada es para decir que, sí, me he reído con y de Wacko Jacko tanto como cualquier presentador de late night norteamericano, y que su obra nunca me afectará tanto como la de unos Metallica o unos Rolling, pero hoy, más que nunca, creo que es importante recordar que, a pesar de todas sus locuras y sus historias turbias, Jackson era jodidamente bueno en lo suyo, y no importa cuantos programas de talentos infantiles y juveniles puedan emitirse, ver a un chiquillo hacer lo que hacía Michael con The Jackson 5 era increíble, no creo que el mundo hubiera visto algo así desde que Mozart tocaba el clavicordio con los ojos vendados por las cortes de toda Europa.

Os dejo con la actuación de Jackson en el 25 aniversario de la Motown, la noche en que mostró al mundo su archifamoso moonwalk a ritmo de la estupenda "Billy Jean".

15 comentarios:

paulamule dijo...

Yo tampoco me he creído jamás lo de abusos a menores y es curioso, tabién lo veía como un ser asexual y precisamente se lo comentaba a Rockland esta mañana desayunando con la noticia. Me parece que en esta país la gente no entiende nada de nada y hacen caso a pies juntilla a cualquier mínimo chismorreo para atacar al mito.
Qué porca envidia.
Salud.
Descanse en paz ahora que puede.

Adrian Vogel dijo...

Gracias por el enlace amigo.

La carnaza siempre atrae. Me quedo con el arte, con los cambios musicales y sociales que supuso su música ¡y sus videos!

Il Cavaliere dijo...

Que quede el artista y se olviden los millones de mentiras. Que era raro está claro pero ni la mitad de la mitad de lo que se ha dicho.

Gran post


Saludos amigo

Ego dijo...

Que descanse en paz.
Aunque me temo que no tardarán mucho en salir los chistes sobre su muerte.
Ahm, y pronto surgirá la leyenda urbana de que sigue vivo. Al tiempo.
Un bexo

supersalvajuan dijo...

No me preguntaría por como engendró a esos hijos. Ni soñarlo.

Belén dijo...

La verdad es que hacía tanto que no hacía nada decente... pero claro, después de Los Five y de los primeros discos, el tío ya podría hacer lo que quisiera :)

Besicos

without dijo...

yo creo que el problema no es que sus ultimos discos no fueran buenos, lo que pasa es que los humanos, somos crueles por naturaleza y siempre queremos mas....y claro, por muy dios del Pop que fuera, superar al THRILLER, no es facil...eso, unido a una manera de ser tan pelculiar que muchos se encargaron de etiquetar como "no normal"...VAmos, que seguramente, yo en su lugar, hubiera tenido mucho antes el "ataque al corazón"....EL VIDEO: NO LO PODRIA USTED HABER ELEGIDO MEJOR!

ROCKLAND dijo...

Gran perdida para la musica.
Su muerte, me recuerda un monton la de Elvis. Hay muchas similitudes.

Gran homenaje, compañero!

Saludos

Aitor Fuckin' Perry dijo...

Crononauta, como bien sabes yo tampoco es que tuviese devoción por Michael Jackson ni mucho interés en su música. ¿Cuándo ha hecho un video con strippers? Bromas aparte, una pena, me parece mucho más duro y triste y jodidísimo lo de Farrah Fawcett, pero nunca es buena noticia la muerte de alguien tan creativo. Además, cantó con Eddie Van Halen y Slash, los amigos de mis amigos son nuestros amigos.

saroide dijo...

Es verdad, aunque Maikol perdió el norte, ahora todos recordamos sus inicios y también esos pedazo de éxitos de los 80. Inventó algo nuevo, no se había visto nada igual. Y lo mejor es que ha formado parte de nuestras vidas. Recuerdo estar en mi casa cuando ponían Thriller: mis padres con los ojos como platos, como dos chiquillos. O a mi padre haciéndonos reír con un patético intento de moon walk en el pasillo. O cuando veía eas cintas de VHS que se comercializaron con sus vídeos. O cuando veía con mi hermana el vídeo ese en el que sale, precisamente, con su hermana; ese en el que están en una nave espacial blanca y se montan una coreografía que pa qué. Esas imágenes y muchas otras acuden ahora a mi cabeza. Que descanse en paz. :)

kar dijo...

bueno, yo creo que como músico probablemtente su influencia en mí no es ni de lejos la de muchísimos otros (hoy mismo, por un momento, me ha dado por pensar en el día en que se muera Mick Jagger), claro que esos tremebundos hits son geniales... lo que definitivamente forma parte de mi educación cultural es su figura, su status de icono. Que descanse en paz

Noemí Pastor dijo...

Pido, en su memoria, un respetuoso minuto de bailoteo.

raskolnikoff dijo...

sigo leyendo los blogs que leía, entre ellos el suyo señor Moebius, sólo que ya desde la jubilación y sin comentar. Por ahora es lo que pide el cuerpo.

Jacko fue el único que nos hizo bailar a los que íbamos de machitos, todos buscabamos el moonwalk sin éxito.

Un abrazo,

Möbius el Crononauta dijo...

Paulamule: este país está especializado en sacar a gente por la tele que no sabe de lo que habla

Adrian: ya sabes, al César, etc. De hecho hubo una época en que sus videos eran mucho mejores que sus canciones

Cavaliere: lo raro es que cantara tan bien con cinco añitos

Ego: lo de los chistes es totalmente inevitable, como el sol que sale cada día. Si, el National Enquirer se encargará de eso

Supersalvajuan: vamos, seguro que has comido cosas peores

Belén: y el caso es que creo que podría haber seguido haciendo buenos discos... pero se emperró y ya ves.

without: ¡actuación más clásica que esa del Jackson en solitario debe haber pocas!

Rockland: coincido. ¿Estarán juntos ahora, o Elvis le estará pidiendo explicaciones?

Aitor: sí, aunque Slash ya le pilló cuesta abajo. En cambio, el amigo VH... ¿seguró que no grabó con strippers? pero sí con bailarinas. No hay tanta diferencia, ¿no?

saroide: creo que a todos los nanos nos fascinaban los videos de Michael

kar: exacto, nos gustara su música o no, era todo un icono

Noemí: por supuesto

raskolnikoff: vaya, pues desjubílese pronto, que se le echa de menos. Yo no lo busqué, porque me resulta tan inalcanzable como la propia Luna.

Fantomas dijo...

Jackson era un tipo más que raro, pero como artísta hay que reconocer que fue uno de los grandes genios del mundo de la música.

Saludos.