sábado, 5 de mayo de 2007

Spacenet


La fecha ha sido fijada (o más bien estimada) por la NASA para el 2020. Para entonces se especula con que una base lunar permanente sea una realidad. El hombre vivirá allí durante un plazo de tiempo indeterminado, y para ello necesitará un flujo constante de equipamiento y recursos para garantizar su subsistencia en el hostil satélite terráqueo.
Varios investigadores del MIT (Instituto tecnológico de Massachusets) han creado SpaceNet, un software que servirá (o sirve) para planificar cadenas de suministro planetarias. Su primera aplicación tendrá como objetivo la Luna, pero se considera que en el futuro podría servir para futuras colonizaciones en Marte o algún otro planeta o satélite.
El sistema se basa en una red de nodos (que sinceramente no sé que son pero suena muy bien) sobre las superficies planetarias y órbitas. Dichos nodos actuarían como fuentes, como puntos de transferencia o de consumo. Para quién no entienda nada, hay un artículo en Solociencia.com donde lo explica mejor que yo.
La cuestión es que un fallo en los suministros podría ser fatal para los colonos planetarios, por lo que ya se está trabajando en optimizar esa red de avituallamiento. Ahora mismo ta vez se estén sentando las bases para la futura exploración espacial. Los suministros deberán llegar periódicamente, de este modo las tripulaciones o colonos se verán sujetos a menos riesgos, y la exploración espacial y científica serán más fáciles.
Todo esto está relacionado con el anuncio el verano pasado de la NASA del progresivo abandono de los transbordadores espaciales por nuevos cohetes de carga, parecidos a los cohetes Progress rusos. La muchas veces denostada tecnología rusa parece haber demostrado ser en último término más fiable de lo que se pensaba.
¿Será posible que algún día podamos tomar un daikiri en Marte? ¿Estará Schwarzenegger por allí? ¿Y Kuato? ¿Habrá camioneros espaciales? La verdad está ahi fuera, amiguitos.

No hay comentarios: